Vicealcaldesa de Quito participó en el conversatorio “Mujeres en la Política”

Conversatorio

Conversatorio

Durante el conversatorio se habló sobre la representación de las mujeres y sus retos en la política actual.

“El cambio en la ley de cuotas en el país permitió que se abran más espacios. Yo estaba en contra del tema pues me parecía que se podía escoger a cualquier para llenar los espacios y cumplir con la ley. Ahora creo que este cambio abrió un proceso en donde las mujeres nos hemos preparado.”

“La Asamblea tiene más del 40% de representación femenina. En elecciones seccionales existía el 50% de candidaturas de mujeres pero el momento de la elección solo el 25% de las mujeres eran elegidas y esto sucede porque pocas mujeres encabezan listas y esto también se debe al voto pluripersonal. La gente tiende a votar por el primero de lista que por lo general es hombre.”

“En candidaturas de mayor responsabilidad la diferencia es abismal. Por ejemplo en Pichincha, todos candidatos a prefecto eran hombres (…) De las 24 prefecturas solo hay dos prefectas y en las 221 alcaldías solo hay 16 alcaldesas. En lo que se refiere a elecciones pluripersonales hay algo más de paridad. Pero en candidaturas para dignidades más altas las mujeres todavía no llegamos a esos espacios, no estamos en las directivas de los partidos, en las listas se privilegia que las encabecen hombres. Si bien hemos ganado muchos espacios, en otros casos las mujeres somos un relleno, y ese es nuestro reto como mujeres y sociedad, que vayamos abriendo esos espacios.”


Calidad de la representación de las mujeres en la política

“Es muy complejo discutir sobre la calidad de la representación (…) Algo fundamental en estos puestos es que salgamos del esquema de lo que generalmente hacen las mujeres en política. Se piensa que la mujeres tienen que dedicarse a temas sociales y eso no es así, uno de los retos para mejorar la calidad de la representación es que nos atrevamos a estar en espacios y roles que no necesariamente están destinados a las mujeres y así se transversalizará el enfoque de género.”

“Somos diferentes y la importancia de que las mujeres tengamos más espacio en donde tradicionalmente no participábamos es que traemos un enfoque distinto, una visión que complementa la visión que existía antes.”

“Lamentablemente, en algunos espacios, ha existido un retroceso de calidad de representación de las mujeres, por el hecho de estar en un puesto donde tienen que responder a una lógica de partido, en lugar de que prime una lógica de servicio al país.”


​Su experiencia en el Municipio del Distrito Metropolitano de Quito

“Siempre me ha gustado la política y nunca pensé en la municipalidad como un espacio de trabajo y de ejercicio de la profesión (…) Ahora puedo decir que la gestión local es maravillosa, uno tiene una relación directa con el ciudadano y cada una de las cosas que uno hace tiene impacto directo en su calidad de vida.”

“Tengo la oportunidad de hacer gestión y el Alcalde me ha planteado retos como la movilidad. Estuve en la negociación con los trasportistas y era la primera vez que ellos negociaban con una mujer y es un reto para aplicar nuestras cualidades particulares como la sensibilidad y la ternura, que a veces descolocan a los hombres y esto nos permite llegar a grandes acuerdos.”

Redacción OMNIA