Un neurocirujano mexicano de visita en Ecuador busca la cura contra el cáncer cerebral

Dr Q

Dr Q

Compartimos la noticia publicada por Andes Noticias sobre la visita de “Dr. Q” quien dictó la conferencia Cáncer Cerebral: Innovación, Arte y Esperanza en nuestro Campus Granados.
Mira la noticia original aquí.

Quito, 15 abr (Andes).- Alfredo Quiñones-Hinojosa tenía 19 años cuando se fue de México a buscar el “sueño americano”. Apenas tenía 65 dólares en el bolsillo cuando llegó a Estados Unidos, pero le sobraba esperanza. Después de realizar varios trabajos ingresó a una universidad comunitaria y después obtuvo una beca para estudiar en la Escuela de Medicina de Harvard.

Tras años de esfuerzo se convirtió en el ‘Dr. Q’ -nombre que recibió porque sus pacientes angloparlantes no podían pronunciar su apellido- y es hoy uno de los más famosos neurocirujanos de Estados Unidos.

Reconocido como una de las mentes brillantes de la ciencia por la revista estadounidense Popular Science, actualmente es el director del Programa de Cirugía de Tumores Cerebrales en el hospital Johns Hopkins Bayview y además está trabajando en una cura definitiva para el cáncer cerebral.

Quiñones-Hinojosa estuvo en Ecuador donde brindó el martes la conferencia ‘Cáncer Cerebral: Innovación, Arte y Esperanza’ en la Universidad de las Américas (UDLA) de Quito. En la charla motivó a los jóvenes estudiantes de Medicina, así como a doctores y científicos a seguir investigando sobre esta enfermedad, pero sobre todo a brindar esperanza a sus pacientes.

En una entrevista con la agencia Andes, este afamado médico explicó que el nombre de su conferencia responde a que en el quirófano se siente como un verdadero artista que trata de solucionar los problemas que existen en el cerebro de sus pacientes.

“Lo que hacemos en el quirófano es parte arte (y) parte ciencia y la esperanza es porque he visto que ayuda a superar el miedo a la enfermedad. A veces los pacientes solo quieren que les des esperanza, que les toques la mano, que les hagas sentir bien”, señaló.

Este neurocirujano, que lleva trabajando 20 años en una cura contra esta enfermedad, se basa en estudios que sugieren que el cáncer de cerebro, junto con el de mama, próstata, colon, páncreas, pulmón y otros órganos, se desarrolla a partir de células madre adultas presentes en muchos tejidos. Estas células cancerosas modificadas tienen la extraña capacidad de reparar el daño en su ADN y soportar los tratamientos de radiación y quimioterapia.

Es así que Quiñones-Hinojosa está trabajando en un método “revolucionario” para utilizar las células madres, obtenidas del tejido adiposo de los pacientes, que son modificadas genéticamente, para luego reutilizarlas y tratar el cáncer cerebral. De esta manera estudia la agresividad que tienen las células madres que causan la enfermedad y usa las mismas células madres modificadas para que ataquen el cáncer.

Aunque ningún paciente se ha podido beneficiar aún de estos estudios, que solo han sido probados en ratones, este médico sostiene que “el saber que su tejido va a ser utilizado para entender el proceso de cáncer en el cerebro y saber que va a ser utilizado en el futuro para salvar a otra persona es algo que no tiene precio”.

En unos cinco a diez años este estudio va a poder ser usado en pacientes humanos, según sus cálculos.

Búsqueda de aliados en Latinoamérica para aprovechar el potencial humano

Con esta investigación, el ‘Dr. Q’ busca mejorar la calidad de vida de los pacientes con cáncer cerebral y en un futuro poder curarlos por completo. “Actualmente el 50% de los pacientes sobreviven entre 12 y 14 meses (con tratamiento de radioterapia y píldoras). A mí me gustaría que fueran dos, tres, cinco, diez años y que tal vez en unos 50 años (que) ya no haya muertes por esta causa”, señaló.

Además confía en que curas contra este mal “las vamos a encontrar en estos lugares donde hay gente creativa. Por eso tengo un interés importante en volver a Latinoamérica porque pienso que cuando nuestra gente no tiene mucho tiene una forma increíble de pensar y es por eso que estoy tan entusiasmado de estar en Ecuador”.

Por esa razón también creó Mission Brain, una fundación que trata de formar lazos de amistad y de educación entre Estados Unidos y Latinoamérica.

Esta no será su última visita al Ecuador pues este constituye el primer paso para que la UDLA y el hospital Johns Hopkins empiecen a trabajar en conjunto para aportar a la investigación y labor científicas.

“El plan es venir una vez al año, empezar a hacer trabajos no nada más de investigación sino también trabajo clínico. Ecuador es un país hermoso, con un talento increíble y estoy interesado en empezar a tomar ventaja como hispano porque me doy cuenta que en Latinoamérica existe un potencial humano increíble y tengo que establecer esos lazos”.

Según el ‘Dr. Q’, los avances que obtenga en la investigación del cáncer cerebral servirán después para tratar el cáncer de mama, riñón, pulmón y otros. “Tenemos que empezar con una tesis, tratarla en un cáncer tan peligroso (como el cerebral) y luego empezar a traducirla en otros cánceres”, dijo.

El cáncer -de varios tipos- es una de las principales causas de muerte a escala mundial. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), esta enfermedad ocasiona la muerte anual de 7,6 millones de personas, aproximadamente el 13% del total de fallecidos.

En el Ecuador, el cáncer ha evidenciado un crecimiento acelerado y hoy representa la segunda causa de muerte con una tasa de mortalidad aproximada de 100 personas por cada 100.000 habitantes. Anualmente la enfermedad crece a un 1,5 % en el país, según la Asociación Ecuatoriana de Oncología núcleo de Quito, por lo que el desarrollo de una cura es una prioridad para el mundo.

La información y el contenido multimedia, publicados por la Agencia de Noticias Andes, son de carácter público, libre y gratuito. Pueden ser reproducidos con la obligatoriedad de citar la fuente. http://www.andes.info.ec/es/noticias/neurocirujano-mexicano-visita-ecuador-busca-cura-contra-cancer-cerebral.html