Diseño Gráfico e Industrial retoma trabajo textil en Carapungo

Diseño

Diseño

El trabajo directo con cada uno de los beneficiarios fue lo que se priorizó este viernes 7 de octubre de 2016 en la primera salida de campo de los estudiantes de Diseño Gráfico e Industrial que participan en el proyecto de vinculación con emprendedores del Centro de Diseño y Capacitación de Manufactura Textil Carapungo.

Esta es la segunda etapa de esta iniciativa donde los futuros diseñadores serán los encargados de cumplir con un nuevo objetivo que es proponer y desarrollar un producto textil que los beneficiarios puedan vender al mercado.

Cada alumno pudo conversar con un emprendedor y levantar la información necesaria que sea útil para preparar una primera propuesta de diseño. El plazo para ello será de 15 días cuando ocurra el siguiente encuentro, informa Silvia Andrade Marín, Docente de la carrera y coordinadora del proyecto.

Previamente se identificó el problema de que muchos de estos emprendimientos se dedicaban solo a maquilar para grandes empresas recibiendo aproximadamente 10 centavos de dólar por prenda lo cual no representa una ganancia significativa.

Por eso decidieron proponer el desarrollo de un producto que puede ser un juguete, una cartera, zapatos o una prenda de vestir que esté acorde a las tendencias del mercado y que pueda ser elaborada por los textileros de acuerdo a sus habilidades y a los equipos que poseen, explica Silvia.

Pero “para que esos productos sean fáciles de colocar y competitivos en el mercado es necesario implementar una serie de proyectos para el mejoramiento continuo de los mismos”, explica Abdón Gómez, Asesor de proyectos con universidades del Gobierno de Pichincha. Esto lo dice porque el proyecto ya pasó por una primera etapa que tuvo que ver con el desarrollo de la imagen corporativa de los emprendimientos textiles.

“Para realizar este proyecto se vio conveniente y beneficioso la intervención de la UDLA  por ser  la más idónea para realizarlo, por tener un prestigio en el ámbito laboral y porque los alumnos tienen una buena preparación académica, visión e innovación del producto”, puntualiza Abdón.

Próximamente

En los siguientes semestres se pretende aplicar otras iniciativas como un rediseño de la imagen corporativa, toma de fotografías, generación de un soporte web y desarrollo de empaques y embalajes.

Así mismo se pretende asesorar sobre aspectos ergonómicos para lo cual se podría trabajar con un docente de la Facultad de Ingeniería y Ciencias Agropecuarias (FICA) que tiene experiencia en seguridad laboral en fábricas textiles, adelanta Silvia.

Una siguiente etapa será la capacitación. “Todos podemos diseñar”, enfatiza la Docente y con ello quiere decir que los alumnos compartirán sus procesos con los emprendedores para que puedan continuar y hacer sustentables sus empresas. Se trata de investigar, bocetear y hacer ensayos de prueba y error. Todo ello se condensará en un manual de diseño para no diseñadores.

Finalmente se espera cerrar con una rueda de negocios donde los emprendedores puedan ofrecer su producto a diferentes empresas. (DB)