La nueva era digital exige pensar en el consumidor

new-tech

new-tech

Estamos viviendo una nueva revolución digital donde la conducta humana es el principal eje en el cual las empresas deben basarse para tomar sus decisiones. Este es un cambio cultural que implica una transformación en como las personas perciben los valores que tienen o quieren expresar las marcas. Por eso ahora ya no podemos tratarlos como clientes sino más bien como fans con los cuales se debe interactuar, brindarles valor y construir confianza.

Estas son algunas de las ideas en las cuales Juan Carlos Cisneros, Gerente General de Microsoft Ecuador, profundizó en el evento New Tech Marketing Conferences organizado por la Maestría en Mercadotecnia y Gerencia de Marca. Son más de 20 de experiencia que tiene este abogado, otavaleño, en empresas de tecnología y con quien hablamos para que nos despeje algunas dudas.

¿Qué elementos de negocio debemos tomar en cuenta en esta nueva era digital?

La visión del modelo empresarial después de la transformación digital y el tipo de profesional que vamos a buscar en esta nueva era de la información. Debemos guiarnos hacia los nuevos perfiles empresariales, de manejo de la analítica, de la inteligencia y del estudio de la conducta humana como principal referente de cualquier tipo de negocio.

¿Este es un escenario que ya está cambiando o debemos esperar que suceda en el futuro próximo?

Cambia permanentemente. En los últimos años se ha acelerado más por varias razones tecnológicas como el hecho de hoy tengamos autopistas de la información más poderosas, software y servicios -especialmente de nube- a los que antes existía poco acceso por costos y que hoy los precios se vuelven más razonables. Por esa razón, la universalización de ellos se hace posible.

Algunos expertos coinciden en que existen pocos profesionales que satisfagan las nuevas demandas laborales en áreas informáticas como la de seguridad. ¿Se podría decir que esa necesidad se extiende a otras áreas dentro de una organización?

Claro. Esa es una de las áreas, la de la seguridad, el manejo de la privacidad y del análisis de esa información. Ahora, existe también otro ámbito. Si te pones a pensar, ¿cuál es el medio de contacto? Tu teléfono, tu laptop, tu televisión, tu auto… Estamos cada vez más conectados. Y, ¿cuál es tu medio de consumo? Hoy consumes entretenimiento a través de servicios de nube: televisión, contenidos informativos, publicidad… ¿Cómo compras hoy? ¿A través de quién revisas si hospedarte o no en un lugar o si un restaurant es bueno o malo? Todos esos espacios representan hoy el mundo digital. Entonces, una evolución natural es que las empresas deben entender que viven en esta nueva era ajustada a esa conducta del usuario.

¿Entonces todo tipo de profesionales deberían estar vinculados y formarse en conocimientos sobre lo digital?

No saber manejar un software si eres un arquitecto o ingeniero antes podía ser entendido como una falta de competencia. Hoy no entender la tecnología y la adopción (no la adquisición) de la misma dentro de tu planificación empresarial representa un probable error que se puede pagar con la no sobrevivencia de tu negocio. A nivel profesional ya depende de dónde quieres competir y contribuir. Debes preguntarte en qué nivel de la empresa quieres participar, si quieres ser parte de la decisión, de la analítica, de la asesoría o de la ejecución / operación pura. (DB)