Una muestra de los mejores ensambles de la UDLA

Showcase

Showcase

Una selección de los mejores ensambles de la carrera de Música de la UDLA fue lo que se vio en escena el pasado viernes 10 de febrero de 2017 en el auditorio de UDLAPark.

Rock, funk, música ecuatoriana fueron algunos de los géneros que los estudiantes interpretaron durante el evento final que reunió una muestra de todo lo ocurrido entre el 7 y el 9 de febrero de 2017 en los conciertos finales.

La Big Band de la UDLA fue la primera en presentar sus tres temas. Luego, uno de los ensambles, conocidos como wiplash (jazz) también participó, así como el grupo de rock conformado por estudiantes de los primeros semestres.

Funk, música brasilera, ecuatoriana y marimba fueron otros de los géneros que interpretaron los alumnos.

Los ensambles forman parte de las actividades oficiales de la carrera y extracurriculares que cumplen los estudiantes. Los mismos son dirigidos por un profesor especializado quien está a cargo como Raymond Rovira quien dirige la Big Band o Johny Ayala quien se enfoca en rock.

El evento estuvo abierto al público en general ya que uno de los objetivos es evidenciar el avance de los estudiantes en el desarrollo de sus destrezas musicales pero también la idea es que sirva como escaparate para que los docentes de la carrera puedan evaluar a los participantes, explicó Jay Byron, Director de Música.

El showcase es el resultado del trabajo realizado por todos los directores de ensamble durante el último semestre que acaba de concluir (febrero de 2017).  Los alumnos que participan son de todos los niveles desde los primeros semestres hasta los más avanzados.

¿Cómo funcionan los ensambles?

Todos los alumnos de la carrera de Música deben ser parte de un ensamble durante el semestre de acuerdo al nivel de aprendizaje en el que se encuentren. Rock, blues, jazz, funk y world music son las opciones que tienen a medida que van avanzando en los semestres, explica Claudia Martínez, Coordinadora de Ensambles de la Escuela.

Al finalizar cada periodo académico, los alumnos deben presentarse a una audición para los ensambles del siguiente semestre, que empezarán luego de las vacaciones. La selección la realizan los docentes. “Las audiciones son procesos por los cuales los músicos deberán pasar durante toda su vida profesional por lo cual es bueno que aprendan de este proceso”, explica Claudia.

Y esto lo dice porque el objetivo de aprender, siendo parte de un ensamble, es que los alumnos se entrenen en el escenario, mejoren su interpretación musical y desarrollen sus talentos así como la versatilidad de trabajar con cualquier tipo de género.

Aparte de los ensambles que forman parte del pénsum los estudiantes pueden integrarse a otros que funcionan como clubes y que entre otros son: estudiantina, marimba, instrumentos andinos, wiplash, improvisación. (DB)