Investigador de la UDLA expuso siete investigaciones en Congreso Internacional de Genética

Germán Burgos Figueroa, docente-investigador de Medicina

Germán Burgos Figueroa, docente-investigador de Medicina

Germán Burgos Figueroa, docente-investigador de Medicina, participó en el 27th International Congress of International Society for Forensic Genetics (ISFG), que se llevó a cabo en Seúl, Corea del Sur entre el 28 de agosto y el 02 de septiembre.

El prestigioso Congreso de la Sociedad Internacional de Genética Forense se desarrolla cada dos años, por lo que existe la posibilidad de presentar trabajos cortos o resultados preliminares de investigación, con impacto en el campo forense. Por este motivo, Germán Burgos Figueroa, docente-investigador de Medicina, quien es miembro de esta sociedad desde el 2010, participó en representación de la UDLA y presentó siete investigaciones que se hicieron con su concurso, a menudo con la participación de estudiantes de pregrado quienes realizan sus pasantías pre profesionales y trabajos de grado bajo la dirección y tutela de los docentes.

“Estas investigaciones se exponen como posters y generan publicaciones cortas (conference papers), que son indexadas en SCOPUS, por lo que cuentan como publicaciones para la UDLA”, recalcó Germán Burgos.

La genética forense se encarga de resolver asuntos relacionados con el estudio de la identidad, tales como la  paternidad y criminalística, entre muchas otras; su avance es vertiginoso debido a las grandes inversiones públicas y privadas que hacen todos los países debido al impacto que tienen en la sociedad. Es por  tanto muy complicado y costoso estar a la vanguardia de éste tipo de tecnologías y aplicaciones, sin embargo en Latinoamérica la genética forense cumple con sus objetivo básicos con todos los estándares internacionales para resolver los problemas que competen a ésta disciplina. Es por este motivo que Germán Burgos Figueroa y los chicos que colaboran en sus investigaciones buscan desarrollar metodologías que posibiliten nuevas aplicaciones para dar mayor eficiencia a los equipos con que cuenta la universidad y así generar desarrollo tecnológico para el país, esto incluye otras áreas de la biología molecular como el diagnóstico basado en análisis de ADN.

Las investigaciones

Germán Burgos Figueroa presentó siete investigaciones que sumarán como publicaciones a la UDLA, de las cuales cinco se hicieron en los laboratorios de la Universidad y dos en colaboración con la Universidad de Antioquia en Medellín, en la que Germán estudió.

La primera investigación consiste en el diseño de una nueva metodología para tipificar una variación genética muy común con tecnología Snapshot (tecnología biomolecular y genética), que no se había desarrollado antes en el país. Mateo Ruano, graduado de la UDLA, trabajó en esta investigación por lo que fue su tesis de pregrado también.

El segundo paper es un trabajo de parasitología molecular en colaboración con la Universidad San Francisco de Quito (USFQ). Este se lo hizo con dos tesistas de esta universidad, quienes desarrollaron un sistema molecular para hacer estudios de identidad en gusanos, lombrices y parásitos (tal como si fuera un estudio de paternidad humano), con los equipos de la UDLA para analizar parásitos de humanos y cerdos, y saber si se transmiten entre sí y son las mismas especies.

El tercer tema fue el desarrollo de un sistema para preservar muestras en condiciones tropicales, que consiste en el desarrollo de un reactivo, un tubo y un hisopo de algodón que permite tomar muestras biológicas y mantenerlas integras en condiciones tropicales (temperaturas altas y con gran humedad) logrando que el ADN no se dañe durante meses.

El cuarto trabajo fue el de definir un protocolo para optimizar el uso de la técnica snapshot, que es experimentalmente compleja en lo que se refiere al uso de enzimas que se dañan si no están refrigeradas. En el laboratorio se probó reemplazando las enzimas por perlas magnéticas y se obtuvieron muy buenos resultados, por lo que la purificación es más simple y reemplaza las enzimas.

La quinta y sexta investigación fueron dos trabajos de colaboración con la Universidad de Antioquia, el primero fue definir los parámetros genéticos y poblacionales para una raza de ganado de Colombia, es decir en la parte estadística o genética poblacional y el segundo “fue un estudio de caso de un individuo de sexo masculino que a la luz de los análisis estándares de paternidad por ADN poseía un perfil genético femenino (Sin cromosoma Y pero al parecer con dos cromosomas X, sin embargo poseía características sexuales claramente masculinas). Esto llamó mucho la atención y nos remitieron el caso para hacer un mapa de marcadores genéticos: el señor tenía dos señales de cromosoma ‘X’ y una pequeña porción de ‘Y’, llegamos a la conclusión que el señor podría padecer un Síndrome de Klinefelter, con  dos cromosomas X que comúnmente definen a una mujer, pero de alguna forma con solo algunas partes del cromosoma Y, entre ellas la responsable de la masculinización, un caso extremadamente interesante que seguiremos tratando de aclarar” contó.

La séptima publicación fue el estudio de la proporción de ancestría genética en pacientes afectas con Cáncer de Mama: “una línea de investigación en la que se cuenta con la mayor experiencia y entrenamiento en la Universidad de las Américas, y en la que seguimos trabajando intensamente” añadió.

“Estamos tomando acciones que van generar un alto impacto en el Ecuador… con el equipamiento que tenemos en la UDLA se pueden desarrollar muchísimas aplicaciones para el estudio de ADN, lo que se necesita es pensar en grande, hacer una buena pregunta de investigación, trabajar un poco más de lo normal en la experimentación y así generar conocimiento acerca de nuestro contexto genético para dejar de importar herramientas de análisis biológico desarrolladas para las poblaciones del primer mundo y que se deben aplicar con cautela en aplicaciones como el diagnóstico genético y molecular de enfermedades. En Latinoamérica somos muy capaces de desarrollar nuestro propio conocimiento y tecnología”, culminó. (OP)