Ministro de Hidrocarburos habla en la UDLA

Negociación, reservas de crudo, explotación del campo ITT, renegociación de tarifas, nuevos contratos de participación y contratos de preventas petroleras, estrategia en el sector, evaluación de grandes proyectos, responsabilidad social y ambiental… esos y otros temas fueron abordados por Carlos Pérez, Ministro de Hidrocarburos, quien estuvo en la UDLA.

“Situación del sector de hidrocarburos en el Ecuador”, fue el nombre de la conferencia que brindó el Secretario de Estado ante un público conformado por estudiantes, docentes de la UDLA y por profesionales de varias áreas quienes posteriormente tuvieron la posibilidad de establecer un diálogo con el representante del Gobierno. La Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas (FACEA) fue la organizadora del evento.

En general, el Ministro destacó la intención del Gobierno de trabajar con la empresa privada en nuevos proyectos y de potenciar los actuales brindando transparencia en la participación de parte de los involucrados en la negociación y también de otros actores sociales como lo son los medios de comunicación.

Así mismo se busca incrementar la producción de crudo, luego de conseguir una excepción de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), con lo cual se lograría potenciar esta capacidad,  que hoy está restringida en al menos 15 mil barriles diarios.

Aquí algunas ideas que el Ministro trató durante su exposición:

  • Los empresarios nacionales no tienen la capacidad de emprender debido al tamaño de los proyectos por eso deben recurrir a la empresa extranjera. La intención es fomentar la inversión extranjera y para ello se trabajaría con nuevos y atractivos modelos como son los contratos de participación.
  • La proyección es llegar a 700 mil barriles diarios a finales del período presidencial de Lenín Moreno. Se prevé que el próximo año haya un incremento de 50 mil barriles diarios, ya que el país está en la capacidad de ponerlos en línea, una vez que se tenga la autorización. Ello favorecería al Presupuesto General del Estado.
  • El país, al momento tiene alrededor de 4 mil millones de reservas petroleras. Esto quiere decir que durarían unos 22 años, de acuerdo a la tasa anual de producción.
  • Uno de los objetivos de la actual administración es mejorar los productos refinados cumpliendo estándares ambientales más estrictos. Por ejemplo, se proveerá al Municipio de Quito de diésel Premium que evitará el esmog de la ciudad.
  • El Gobierno tomó la decisión de que sea Petroamazonas la que opere el campo Sacha. Por ello se comprometieron a conseguir USD 1200 millones que requería el país como parte del Presupuesto del Estado. Y, con este fin, lograron concretar un acuerdo con el Deutsche Bank.
  • El Yasuní tiene una extensión de 30 mil hectáreas. La Asamblea Nacional ha autorizado a usar 1 030 ha de este campo para la explotación petrolera. Sin embargo, para el desarrollo del proyecto ITT se han comprometido a usar apenas 300 ha, es decir un 0,3% del parque Yasuní. Esto representaría un ingreso de USD 46 mil millones para el país hasta el año 2030.
  • Se planifica implementar un ambicioso proyecto de interconexión eléctrica que evitaría la contaminación por ruido y por emisiones de CO2 y, que busca usar el trazado del tejido eléctrico con torres que irán por encima de las copas de los árboles para evitar cualquier alteración al biosistema de la selva. Este proyecto pretende generar un ahorro de USD 230 millones por año debido a la reducción en la importación de combustibles para este fin. Logrando así bajar el costo de producción de 17 a 15 dólares por barril.
  • El próximo noviembre de 2017 se espera la firma de un contrato con la ONU para que sea esa institución la que evalúe los proyectos de: refinerías Esmeraldas y Del Pacífico, Poliducto Pascuales Cuenca, Monteverde Chorrillo y la planta de licuefacción Bajo Alto. Allí se determinarán si los costos que se cobraron están de acuerdo a los ofertados en el mercado y qué se requiere hacer para potenciarlos. (DB)

Mira el video completo aquí: