José López, un estudiante internacional de éxito

“Espéreme que yo vuelvo por acá”, fue la frase que José Ricardo López González mencionó a Patricia Hidalgo, directora de la Maestría en Dirección de Comunicación Empresarial e Institucional, cuando en 2015 asistió al 1er Congreso Iberoamericano DirCom. No se equivocó; al cabo de un par de semanas, y con el apoyo de su familia, realizó todos los trámites para matricularse a dicho programa. Y a pesar de que la distancia era un factor que restringía sus posibilidades – José vive en Medellín -, sus ganas de triunfar fueron más grandes.

Esta es la historia de José quien, desde Colombia, decidió ampliar perspectivas y cumplir sus sueños.

“Una decisión de la que no me arrepiento”

Una vez terminada la universidad, sentí que debía seguir un posgrado. Lo que nunca pensé fue que lo estudiaría en Ecuador. Mientras revisaba la computadora, vi el anuncio del Congreso DirCom; sus contenidos y ponentes. Por la calidad del encuentro, no lo pensé dos veces: fui a Quito y quedé encantado. Las personas de la UDLA con quien tuve contacto, fueron muy amables. Después de los 4 días que duró el evento, me dije a mí mismo: aquí tengo que estudiar. Fue una decisión de la cual no me arrepiento, ya que fueron 2 años en los que aprendí mucho.

“Conté con el apoyo de mi familia”

Desde que empecé el proceso de matriculación, conté con el apoyo de mi familia. Esto fue fundamental. Ellos se percataron del prestigio y acreditación internacional que tiene la UDLA y respaldaron mi decisión. Y aunque tenía otras opciones, incluso dentro de Medellín, lo integral del Máster DirCom tuvo un peso importante: el programa articulaba todos los ámbitos estratégicos de la comunicación. Muchas veces, los posgrados son muy especializados o concretos. Y no quería algo así; buscaba algo más directivo y lo conseguí.

“Siempre me sentí en casa”

Una vez matriculado, siempre me sentí en casa. La plataforma virtual, el soporte y respaldo de tutores, además del seguimiento y apoyo de los coordinadores, hacen de este programa algo único. Las herramientas son fáciles de usar; los contenidos, dinámicos, prácticos y, sobre todo, cuentan con una secuencia lógica. Además, cuando se presentó algún inconveniente, tuve varios canales de comunicación para informar del tema. En ese sentido, siempre existió un respaldo.

Varias veces, mis allegados me han preguntado por qué decidí estudiar en Quito. La verdad, más allá del sacrificio – el programa implicó para José constantes viajes al exterior, reduciendo el tiempo que compartía con su familia –  asumí el reto porque el pensum valía la pena.

“La modalidad semipresencial es un plus”

Desde que inició el programa, tuve que desplazarme a Quito cada 3 meses. Si bien era complicado, me gustó mucho el reto de salir al exterior con frecuencia. Un programa netamente virtual, no lo hubiese tomado. En una maestría, es importante el relacionamiento con la gente; la posibilidad de compartir ideas y posturas. La modalidad semipresencial le da un plus a la maestría ya que, al tiempo que brinda la independencia de seguir con los quehaceres laborales, permite vincularse con profesionales de prestigio. Los talleres en los que era obligatoria la asistencia, se caracterizaban por presentar contenidos y expositores de muy alto nivel.

“Continuar con el espíritu DirCom UDLA”

Ahora que he terminado el programa – José culminó con éxito la maestría -, el reto está en demostrar y aplicar lo aprendido. Fue un periodo de muchos aprendizajes, pero fue un abrebocas. Ahora, empieza un nuevo camino en el cual debo evidenciar mis competencias dentro de mi entorno de trabajo.

La comunicación tiene una función integral dentro de las organizaciones. La lógica en que las empresas se relacionan y vinculan con el entorno, requiere de otro tipo de perfil y la maestría DirCom me preparó para ello; para ser un agente de cambio que planifica y construye estrategias de crecimiento. El principal agregado de este programa es que nos enseñan a reflexionar y preguntar; a indagar sobre la conveniencia de una acción. De esta manera, nos alejan del aspecto operativo para constituirnos en directivos.

Actualmente, José Ricardo López González es Líder de Relaciones Públicas en la Universidad Pontificia Bolivariana, en Medellín (Colombia).

Sobre la Maestría DirCom:

El Máster DirCom es un programa innovador, impartido a nivel nacional e internacional, que responde a las exigencias que plantean los procesos de comunicación y construcción de imagen, identidad y reputación. Metodologías y estrategias innovadoras y disruptivas, son parte de esta oferta que articula eficientemente el componente teórico con el ejercicio práctico. (NC)