La UDLA te brinda agua de calidad

1140 x 700 Puntos de hidratacion-01

Existen muchas formas de desinfectar y purificar el agua como usar cloro, hervir el agua, por métodos ultravioletas, entre otros. La UDLA ha optado por el proceso de ozonización, para desinfectar y purificar el agua que consume toda la comunidad universitaria.

El proceso de ozonización garantiza que el agua que consumimos en la UDLA, en los puntos de hidratación, llega completamente desinfectada y purificada. Esto gracias a la descarga eléctrica que se hace al pulsar el botón del dispensador y que hace que se mezcle el ozono con el agua para eliminar cualquier impureza y virus.

Para Daniel Hidalgo, docente de Ingeniería Ambiental, es importante que la UDLA haya optado por la ozonización del agua, ya que es un filtro más de seguridad para garantizar su consumo.

Si bien el agua de Quito es de muy buena calidad e incluso posee reconocimientos internacionales, la UDLA ha instalado puntos de hidratación en todos su campus Colón, Queri, Granados y UDLAPark, para motivar las pausas activas, el consumo de agua, evitar la compra de agua en botellas plásticas y evitar la contaminación, con agua ozonizada que es completamente desinfectada y purificada.

Por lo que la Comunidad UDLA debe sentirse tranquila y segura de consumir el agua de los puntos de hidratación de los cuatro campus, tomando en cuenta que esta agua tiene algunas bondades para la salud.

Freddy Palma, médico ocupacional, resaltó la labor de los equipos de ozonización del agua potable, ya que de este modo se elimina todo residuo de bacterias, hongos, virus y moho, que tal vez no puede estar en el agua potable de Quito, pero sin en las tuberías que conducen el líquido vital.

También mencionó que, el agua filtrada y purificada posee elementos antioxidantes y fortalece el sistema inmunológico, por lo que se puede combatir parásitos y células cancerígenas que puede estar desarrollando el organismo y retrasa el envejecimiento.

Para el consumo del agua ozonizada se recomienda recolectarla en recipientes de acero inoxidable o de vidrio y consumirla el mismo día, ya que si no se lo hace pierde todas sus propiedades.

Sin duda, el agua que pasa por un proceso de ozonización es de mejor calidad y garantiza que quien la consuma no sufra infecciones. Finalmente, el consumir el agua de los puntos de hidratación también promueve las pausas activas.

OP