Estudiantes, protagonistas de su aprendizaje

estudiantes

estudiantes

La Universidad de las Américas
inicia un nuevo reto. Con la finalidad
de formar personas competentes,
emprendedoras y exitosas,
se puso en marcha un proyecto que
busca mejorar la educación.
El modelo educativo por competencias
con enfoque constructivista es el
nuevo esquema que, bajo la coordinación
del Departamento de Formación
Integral y Capacitación Docente, se
implementará en la Universidad.
“Se trata de un modelo que va a ligar
mejor la educación universitaria con
el mundo profesional, para que nuestros
estudiantes puedan solucionar
problemas simples y complejos de su
profesión”, explicó la coordinadora,
Rosa De Labastida.
Otro aspecto de este nuevo modelo
es que integra la parte humana, pues no
solo importan las habilidades que los
alumnos tengan sino también la ética,
los valores y la actitud que tengan para
con ellos y para con los demás. Esto
intenta dejar a un lado el método anterior,
en el que importaba únicamente
cuánto se sabía. El modelo por competencias
se acopla a la Misión y Visión
de la UDLA, mientras que el enfoque
constructivista permite adoptar nuevas
teorías, técnicas, herramientas y
métodos a partir del constructivismo.
“La teoría anterior, en rasgos generales,
la podemos llamar conductista,
modelo tradicional del que queremos
alejarnos”, dijo De Labastida; pues,
ahora el docente es un facilitador, crea
situaciones de aprendizaje, y el alumno
es el protagonista, es quien investiga,
propone, da hipótesis, comprueba,
protagonistas de
su aprendizaje
Estudiantes,
/// La Universidad trabaja en un nuevo modelo y enfoque educativo
que promueve la participación activa de los estudiantes en clase.
construye su conocimiento.
De Labastida manifestó que es muy
importante que las universidades tengan
claro este tipo de modelos, en vista
de que el 90% de quienes ingresan a
las casas de estudios no saben cuál
es el modelo educativo ni qué es lo se
espera de ellos cuando sean profesionales.
Además, dijo que aun cuando
en el futuro sean seres competentes,
ese proceso se convierte en un descubrimiento,
pues han tenido que aplicar
solo un porcentaje de todo lo aprendido
de acuerdo con las exigencias profesionales.
“Imaginemos la diferencia
que habría si los docentes y estudiantes
supieran claramente las intenciones
de la institución, iríamos hacia una
educación de mejor calidad”, aseguró.
Con este proyecto la UDLA busca
brindar a la sociedad mejores profesionales,
comprometidos con el país
y capaces de trasformar el medio en el
que se desenvuelven.
n Los talleres
El entrenamiento lo recibieron los
Decanos, Directores y Coordinadores
de las Carreras, luego se escogió a un
grupo de docentes recomendados
por las autoridades para conformar
un equipo de facilitación. Ahora son
ellos los que imparten lo aprendido a
otros colegas. Hasta el momento se ha
capacitado a 300 profesores.
“Los talleres tienen como finalidad
reorientar la parte pedagógica, pues su
experticia no significa, necesariamente,
que conozcan de herramientas pedagógicas”,
explicó la Coordinadora.
El plan de capacitación de la UDLA
contempla al menos tres aristas: sílabo
por competencias, estrategias metodológicas
y tecnología para la educación.
Se han planificado diferentes horarios
y fechas para que otros docentes puedan
formar parte de esta capacitación,
que se imparte en 10 sesiones.
Para llegar a más personas se prevé
una modalidad autoinstructiva con
tutores virtuales; además, la coordinación
ha creado un sitio web para
que los participantes puedan revisar
el material de clase.