Las reformas laborales no han beneficiado a los trabajadores

Reformas Laborales

Reformas Laborales

La Carrera de Derecho organizó una mesa redonda denominada, ‘Una aproximación a las reformas laborales en el Ecuador’, el pasado 04 de octubre en el Auditorio del Campus Queri.

Con un auditorio repleto, se desarrolló la mesa redonda  ‘Una aproximación a las reformas laborales en el Ecuador’, que organizó la Carrera de Derecho con la presencia de Cristina Reyes Hidalgo, asambleísta por la alianza Partido Social Cristiano (PSC)-Madera de Guerrero (MG), Mario Morales, secretario general de la Federación de Trabajadores Libres de Pichincha (FETRALPI) y Jorge Vásquez López, docente especialista en Derecho Laboral de la  Universidad San Francisco de Quito (USFQ).

El evento se desarrolló el pasado 04 de octubre, en el Auditorio del Campus Queri, con la presencia de docentes, estudiantes y profesionales del derecho. La entrada a este evento académico fue abierta y sin costo.

Esta actividad es una de las que la Carrera de Derecho tienen programado para este mes, ya que este 13 de octubre, se realizarán la VII Conferencia de Arbitraje Nacional y el Cine foro Voces de la Amazonía a las 08:00 y 18:00 respectivamente.

OMNIA conversó con Cristina Reyes y Mario Morales, quienes nos dejaron sus puntos de vista de lo que para ellos ha sido las reformas a la Ley Orgánica para la Promoción del Trabajo Juvenil, Regulación Excepcional de la Jornada de Trabajo y Seguro de Desempleo, y la Ley Orgánica para la Justicia Laboral y Reconocimiento del Trabajo en el Hogar.

¿Cuáles han sido las reformas a la Ley Orgánica para la Promoción del Trabajo Juvenil, Regulación Excepcional de la Jornada de Trabajo y Seguro de Desempleo, y la Ley Orgánica para la Justicia Laboral y Reconocimiento del Trabajo en el Hogar?

Cristina Reyes: Siempre se planteó la necesidad de tener una reforma integral al Código de Trabajo, ya que el anterior data de hace varios años, por lo que era necesario actualizarlo de acuerdo a las nuevas modalidades laborales, pero siempre se insistió en que no podían ser medidas parche o que violenten los derechos de los trabajadores.

Además, se debía consensuar entre empleados, empleadores y el Estado, pero esto no se dio. Sino que se presentó una propuesta del Ministerio de Relaciones Laborales, con enmiendas parches que hacían alusión con temas regresivos como la limitación de utilidades, brechas salariales, eliminación del 40 % del aporte a las pensiones jubilares y el tema de las amas de casa. Además, dos puntos buenos que los reconocí del despido ineficaz a las mujeres embarazadas y el despido ineficaz a los líderes sindicales. Pero pesa más lo malo de esta reforma que lo bueno que aporta.

¿Considera que estas reformas no han beneficiado a los empleados o empleadores?

Cristina Reyes: Me remito a las cifras el desempleo se ha incrementado de una forma abrumadora y el subempleo de igual manera. Lo que si es que la mitad de la población activa del país se halla en el desempleo o subempleo y solo 3’500.000 personas  están afiliadas al seguro social.

Las empresas no pueden con la carga tributaria y se eliminó el contrato a plazo fijo por lo que ha traído problemas para la incorporación de jóvenes al mercado laboral. El empleador, en el caso de la eliminación del contrato a plazo fijo, tendría ya que indemnizar a un trabajador en caso de despedirlo, sin haber cumplido ni un año y que es un tiempo en el que ni si quiera se ha adaptado a su puesto de trabajo.

No se tomó en cuenta que la empresa también pude sufrir problemas y además tiene cargar con la indemnización de un trabajador. Esto perjudicó en lo que es la contratación de personas sin experiencia.

¿Cómo se ha trabajado desde su mesa de trabajo para mejorar esto?

Cristina Reyes: El empleo no se crea a través de la ley, el empleo se crea mediante condiciones favorables para el mercado laboral y eso no existe en el país. Nosotros en lo que trabajamos fue en la inserción laboral de jóvenes, pero no se nos dio oído para nuestras propuestas.

La modalidad de insertar jóvenes a las empresas por ser su primer empleo, no dio resultados, ya que el costo beneficio no le convenía al Estado porque debía asumir la parte patronal. Hasta la fecha no hay cifras de cuántos empleos se han creado bajo esta modalidad.

¿Cree que las reformas laborales han beneficiado a los trabajadores?

Mario Morales: No, verdaderamente estas reformas no fueron para beneficiar ni a los empleados ni a los empleadores. Esto fue una cuestión para debilitar a las organizaciones sindicales y utilizar sus recursos.

La ley de justicia laboral habló de que a los tres meses se tenía un contrato indefinido, pero luego se volvió nuevamente a lo anterior que es contratos de un año. Por lo que hoy no existe estabilidad laboral.

¿Las plazas de trabajo se han visto afectadas por estas medidas?

Mario Morales: No sé si solo las reformas han afectado a esto, también existe un problema a nivel de impuestos con las empresas y un desequilibrio económico en todo el mundo. Porque hay personas que pueden trabajar para producir más, pero el problema es que no hay donde poner los productos en el mercado, entonces los empleadores prefieren tener una persona que haga más turnos y no contratar más gente.

¿Cómo se ha trabajado desde la FETRALPI  para mejorar esto?

​Mario Morales: Bueno lastimosamente no se nos ha dado oído para las propuestas que tenemos y cuando se nos dio pedimos la creación del Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (BIESS), se adueñaron de la administración. Ahora, solo se entrega dinero a gente que tiene más dinero y no a la gente que luchó por la creación de esta entidad que tenía como fin brindar facilidades para que la gente pobre y obreros tengan su casa y puedan pagarlo fácilmente.