Alumnos de Marketing Deportivo fueron voluntarios en torneo de golf

Actividades de logística, score, tecnología, control de bodega son algunas de las actividades que los voluntarios de la carrera de Negocios y Marketing Deportivo debieron realizar en el Quito Open 2017, PGA Tour Latinoamérica.

Se trató de la cuarta edición del torneo de golf más importante del país, que reúne a jugadores nacionales e internacionales y, con quienes los casi 30 voluntarios de la UDLA, debieron relacionarse y ofrecerles el mejor servicio.

Los estudiantes fueron parte de la organización, lo cual sirve como complemento al aprendizaje que reciben en la carrera. “Los voluntarios en un evento de este tipo son vitales. Se requieren personas que estén en backstage, que lleven las redes sociales y el score, que organicen la bodega donde se guarda la hidratación de los jugadores, que transmitan en vivo el torneo…”, contó David Varea, Coordinador de Negocios y Marketing Deportivo.

José Martucci fue uno de los alumnos que participó como voluntario. Su función fue llevar el score, colocando la puntuación en la plataforma tecnológica indicada por el organismo regulador. “Es una actividad donde se deben verificar los resultados, estar pendiente de la información de cada hoyo y saber manejar el hecho de que a veces puede haber retraso en la llegada de esos datos”, explicó.

Aprender a trabajar bajo presión es una de las lecciones que José se lleva de este y de todos los eventos previos en los que ha participado, que ya suman cuatro.Es distinto estar en ese momento, porque en las clases no aprendes como controlar un grupo, como gestionar las funciones de cada persona, etc.”, comentó.

A través de la participación en este tipo de actividades los alumnos pueden además generar relaciones con gente de la industria. David contó que incluso ya hay experiencias de estudiantes y graduados a quienes los organizadores buscan para que se incorporen a sus equipos como personal contratado y ya no como voluntarios.

El evento, que se realizó a principios de junio de 2017 en el Quito Tennis y Golf Club de El Condado, fue además una oportunidad para que nuevos estudiantes se incorporen al equipo de voluntarios y aprendan a través de la práctica. “Los involucrados van subiendo de nivel de complejidad y responsabilidad de las actividades y en los siguientes eventos son reemplazados por los personas más jóvenes”, destacó David. Así, todos los alumnos interesados pueden formar parte del staff en algún momento de la carrera.

Previo al torneo, los participantes recibieron capacitación e instrucciones de parte de los organizadores con lo cual pudieron actuar durante esos días.

“Los estudiantes reciben la clase de organización de eventos, pero, ese feeling, ese estrés de ese día es algo que no se puede enseñar, eso hay que vivirlo y si no estás en una de esas actividades nunca vas a aprender”, enfatizó David. (DB)